Cargando...

Descripción

Ya es mala suerte que durante un viaje en globo comiencen a llover cactus enormes. Pero así es la vida. Suerte de las muchas nubes disponibles durante el trayecto que te servirán de escudo para evitar ser pinchado.